miércoles, 15 de marzo de 2017

Secretario de Defensa contradice a Trump y cita al cambio climático como un "desafío de seguridad nacional"

http://www.cambio21.cl/cambio21/stat/movil/articulo.html?ts=20170315112457

15/03/2017 |
En un testimonio escrito al Senado como parte de su proceso de confirmación, James Mattis indica que el cambio climático puede generar inestabilidad en zonas donde operan sus tropas y que el tema debe ser tratado por el gobierno.


Contradiciendo la posición de la administración de Donald Trump, el nuevo secretario de Defensa estadounidense, James Mattis, reconoció los efectos del cambio climático, citándolo como un desafío de seguridad nacional.

Las afirmaciones del general conocido como "Perro rabioso" fueron hechas en documentos enviados al Senado de EE.UU. como parte de su proceso de confirmación en el cargo, respondiendo a preguntas planteadas por cinco senadores demócratas, y ahora obtenidas por el sitio ProPublica.

"El cambio climático está impactando la estabilidad en áreas del mundo donde nuestras tropas están operando hoy", escribió el miembro del gabinete de Trump, haciendo referencia a los cambios que puede forzar al aumento del nivel del mar en algunas zonas del mundo, como resultado del derretimiento de glaciares, o los posibles aumentos de las sequías.

"El cambio climático es un desafío que requiere una respuesta amplia, de todo el gobierno. Si soy confirmado, me asegurará que el Departamento de Defensa juegue un rol apropiado en tal respuestas tratando los aspectos de seguridad nacional", indicó, agregando en otra respuesta que "estoy de acuerdo en que los efectos de un clima cambiante (como un acceso marítimo mayor al ártico, niveles crecientes del mar, desertificación, entre otros) impactan nuestra situación de seguridad".

Las declaraciones de Mattis son, según ProPublica, evidencia de la posición que el retirado general ha expresado durante años, planteando que las fuerzas armadas estadounidenses deben dejar su dependencia en combustibles fósiles y explorar fuentes renovables "donde hace sentido".

Pero también es una posición contradictoria con el resto de la administración. Por ejemplo, el jueves pasado el nuevo administrador de la Agencia de Protección Ambiental (EPA), Scott Pruitt, aseguró en una entrevista que no cree que el dióxido de carbono juegue un rol principal en el calentamiento global, pese a la evidencia que indica el propio sitio de la EPA y otras agencias estatales, como la NASA.

A esto se suman las afirmaciones hechas por el mismo Donald Trump, quien en el pasado ha asegurado que el cambio climático es un engaño fabricado por China para potenciar el desarrollo de su economía.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada