lunes, 26 de junio de 2017

El voto en contra del PP y la abstención de PSOE y Ciudadanos impiden la presencia del comisario Villarejo , que solicitaba Podemos.

Cosidó comparecerá finalmente en la comisión del 'Caso Interior' pero no Villarejo

El voto en contra del PP y la abstención de PSOE y Ciudadanos impiden la presencia del comisario, que solicitaba Podemos. 

El comisario Villarejo. | EFE
http://www.libertaddigital.com/espana/2017-05-29/pp-y-ciudadanos-quieren-impedir-que-villarejo-acuda-al-congreso-1276599983/
Contra todo pronóstico, no han sido los Presupuestos el asunto más polémico del arranque de la semana parlamentaria, sino la comisión de investigación del llamado 'Caso Interior'. En apenas diez horas, las que van del mediodía a las diez de la noche de este lunes, ha pasado de estar en "muerte súbita", como decía gráficamente su presidente, el diputado del PNV Mikel Legarda, a revivir insospechadamente con una nueva comparecencia, la del ex director general de la Policia, Ignacio Cosidó, aprobada pese al rechazo del PP durante una reunión a puerta cerrada. El hoy senador de los populares acudirá el próximo 6 de junio.
No harán acto de presencia, pese a que así lo quería Podemos, el comisario José Villarejo, ni tampoco el ex número dos de la Policía, Eugenio Pino, y el inspector José Ángel Fuentes Gago. El PP votaba en contra de su presencia, PSOE y Ciudadanos se abstenían y los de Pablo Iglesias y el resto de grupos votaban infructuosamente a favor. Las comparecencias se votaban una a una.
La portavoz del partido morado, Irene Montero, dejaba claro a media tarde que, en su opinión, los tres debían comparecer por haber sido señalados tanto por el exministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, como por el antiguo jefe de la Oficina Antifraude de Cataluña, Daniel de Alfonso –hasta ahora los dos únicos comparecientes de la comisión– como los responsables de formar parte de una "policía política" encargada de "la organización de reuniones entre el ministro del Interior y el señor De Alfonso, así como de la posible fabricación de informes irregulares contra adversarios políticos".

El "bloqueo" de PP y Ciudadanos

Todo comenzaba en la Junta de Portavoces, donde PP y Ciudadanos se oponían a prorrogar las comparecencias más allá del plazo previsto, que vence el jueves de la próximo semana. Los grupos de izquierda y los nacionalistas mostraban su enfado por lo que consideraban un bloqueo injustificado.
Para intentar frenar este "cierre en falso", todos los grupos, salvo el PP y Ciudadanos, firmaban una solicitud para que, antes del 8 de junio, se celebre un pleno extraordinario en el que se vote la prórroga de esta comisión. Una decisión que depende de la mesa del Congreso y, en última instancia, de la presidenta, Ana Pastor.
Desde el PP, su portavoz Rafael Hernando había rebatido las críticas asegurando que la comisión tiene que "concluir los trabajos. Tiene documentación suficiente para hacerlo.Se han producido comparecencias suficientes y no se han puesto de acuerdo para decidir. No puede ser que se inicien comisiones que nunca se acaban porque eso genera frustración y va contra el prestigio de la Cámara". Sin embargo, horas después el diputado popular Carlos Rojas aseguraba que, aunque no creen que deba alargarse, "porque no da más de sí", estaban abiertos a aceptar la petición de la izquierda y los nacionalistas para prorrogar un mes los trabajos de la comisión.

Ciudadanos ataca al PSOE

También rectificaba Ciudadanos. El secretario general de su grupo parlamentario, Miguel Gutiérrez, convocaba a los medios a última hora de la tarde para asegurar que no vetarían ni la prórroga de los trabajos de la comisión ni la solicitud de nuevas comparecencias, siempre y cuando, "la mayoría" así lo requiriese. Gutiérrez señalaba directamente al PSOE como el responsable de lo sucedido: "Hasta esta mañana había un acuerdo que sumaba dos terceras partes de la cámara, en el que estaban PP, PSOE y Ciudadanos, en el que veíamos que esta comisión había finalizado sus trabajos, porque no veíamos necesidad de pedir más comparecencias ni de solicitar más información".
Gutiérrez dejaba claro que no se opondrían a los designios mayoritarios: "Si esta nueva mayoría, formada por el PSOE, los independentistas y Podemos, que hasta la fecha lo único que ha hecho es un circo de esta comisión, consideran que hay que hacer más comparecencias, pues nosotros desde luego estaremos siempre con la mayoría".
El dirigente centrista no olvidaba advertir al PSOE, unas horas antes de la votación de las comparecencias, sobre la posibilidad de que se solicitase la comparecencia del exlíder socialista y responsable de Interior en los gobiernos de José Luis Rodríguez Zapatero, Alfredo Pérez Rubalcaba: "Nosotros no lo pediremos, pero probablemente habría gente que lo pida y, si la mayoría lo acuerda, pues por supuesto que estaremos a favor de la mayoría".

No hay comentarios:

Publicar un comentario