viernes, 2 de junio de 2017

La sanidad como negocio: la clinica del OPUS desembarca en Madrid. Su desembarco este otoño en Madrid, no va a estar dirigido a atender a la población excluida, ni se van a situar en la Cañada Real, donde hay mucho trabajo por hacer. Se van a instalar, con campus universitario privado incluido, cerca del aeropuerto de Barajas, zona noble donde las haya, para recibir tanto a pacientes de pago de todo el estado, como a ese sector de la población madrileña que está huyendo del deterioro planificado (desde 2004) del sistema sanitario "público" mediante la suscripción de un seguro rivado (ya el 33 % de los madrileños). Los caminos que proponía Monseñor no son tan inescrutables. Nunca han dado puntada sin hilo.


ABRIRÁ SUS PUERTAS EN OTOÑO EN SAN BLAS-CANILLEJAS

El 'boom' de la Clínica de Navarra en Madrid: 20.000 currículos para 400 nuevos puestos

Su apertura está prevista para otoño en el nuevo campus universitario en el distrito de San Blas. Creará 400 nuevos empleos entre médicos, enfermeros, auxiliares y administrativos


Foto: Imágenes del proyecto de la Clínica y el edificio de Posgrado de la Universidad de Navarra en Madrid. (UCN)
Imágenes del proyecto de la Clínica y el edificio de Posgrado de la Universidad de Navarra en Madrid. (UCN)
http://www.elconfidencial.com/espana/madrid/2017-06-02/clinica-navarra-madrid-otono-20-000-curriculums_1391412/
AUTOR
TIEMPO DE LECTURA4 min
La Clínica Universidad de Navarra abrirá las puertas de su 'centro gemelo' en Madrid el próximo otoño. "Un hospital, dos sedes", insisten, asegurando que la clínica en la capital española será un espejo de la de Pamplona en cuanto a la estructura interna. Mismas especialidades médicas (46), aunque con cinco áreas preferentes entre las que estará la de oncología —gran referente de la clínica universitaria— y un superárea de salud de la mujer. El centro de 40.000 metros cuadrados se situará en el nuevo Campus de la Universidad de Navarra, en el distrito de San Blas-Canillejas y muy cerca del aeropuerto de Barajas, con la clara intencionalidad de recibir a muchos pacientes de otras comunidades que hasta ahora se tenían que desplazar a la clínica de Pamplona.
Las expectativas generadas ante la apertura del nuevo centro no han sido menores. Según los datos de la clínica, el anuncio conllevó un total de 20.000 solicitudes de empleo para las distintas funciones. En total, el proyecto generará 400 puestos de trabajo nuevos, que se añadirán a los 100 ya existentes en la policlínica de consultas que ya existe a día de hoy en la capital española. El reparto aproximado será de 120 médicos250 profesionales de enfermería, auxiliares y técnicos, 50 de servicios de limpieza y cocina y otros 50 dedicados a la administración y gestión del centro. Aunque las previsiones de la actividad todavía no han sido calculadas con exactitud, la clínica en Madrid contará con 75 camas en el primer año y podría llevar a cabo 70.000 consultas.
"El proyecto nace con un impulso contenidoNo buscamos un modelo masivo, aunque existen muchas opciones de crecer", explican desde el centro. Si el crecimiento se produce en los niveles esperados, las camas podrían llegar a las 200 en el segundo ejercicio. La expansión, en todo caso, se podría producir a lo largo y a lo ancho, ya que no han agotado la edificabilidad total del edificio —en régimen de alquiler—, dejando en el aire la opción de ampliar las instalaciones en un futuro a medio plazo.

La Clínica Universidad de Navarra estrenó su novedoso complejo quirúrgico. (EFE)
La Clínica Universidad de Navarra estrenó su novedoso complejo quirúrgico. (EFE)
Conscientes de que el aterrizaje en Madrid supone la incursión en unmercado competitivo y desconocido para la clínica hasta ahora, su modelo de negocio pasa por distinguirse. "Rompemos con el modelo que existe aquí. Nosotros somos un hospital académico, nos volcamos con el paciente porque tenemos dedicación exclusiva y damos garantías de eficacia y eficiencia que no se encuentran en otros sitios", afirman.
Al tratarse de un hospital universitario, tiene otra particularidad y es que es una entidad sin ánimo de lucro, que reinvierte en su investigación médica todos los beneficios, sin hacer siquiera reparto de dividendos. Precisamente su enclave universitario responde a la propia naturaleza del centro hospitalario: "Nuestra actividad gira en torno a la docencia, la investigación y la asistencia para el paciente", afirma el director general, José Andrés Gómez Cantero. En total, el centro investigador tendrá 350 ensayos clínicos, ya activos en su sede de Pamplona, en un centro con siete quirófanos para cirugía mayor, 14 salas de radiodiagnóstico, UCI convencional y UCI para neonatos.

El área de atención a la mujer es una de sus principales apuestas en Madrid. La idea pasa por ofrecer una intensa asistencia obstétrica, garantizar numerosas opciones de parto personalizado y un departamento de neonatología específico y de alta complejidad, según afirman en la clínica. En esta misma área se desarrollarán también tratamientos de infertilidad sin manipulación embrionaria y existirán otros departamentos como el de patología mamaria, con diagnóstico en 24 horas e inicio de terapia en 48 horas.
El centro oncológico'joya de la corona' de la clínica de Pamplona, también se replicará en Madrid tras 55 años de experiencia en el diagnóstico y tratamiento del cáncer, que se ha convertido en una referencia en toda España. El modelo de diversificación de áreas según la tipología tumoral también se establecerá en la nueva clínica con los avances terapéuticos más novedosos con alta especialización en inmunoterapia, según afirman sus integrantes.
Aunque se vistan de entidad sin ánimo de lucro, está claro que la Clínica del OPUS tiene intereses muy particulares, tanto de tipo ideológico, como económico.

EL REDACTOR RECOMIENDA

No hay comentarios:

Publicar un comentario