jueves, 29 de junio de 2017

Las ocho denuncias más sórdidas que deja la 'ley mordaza' tras dos años en vigor

LEY MORDAZAhttp://www.publico.es/sociedad/ley-mordaza-ocho-denuncias-sordidas-deja-ley-mordaza-vigor.html

Este sábado, 1 de julio, se cumplen dos años desde la entrada en vigor de la Ley para la Seguridad Ciudadana. Estas son algunas de las propuestas de sanción más extravagantes que se han hecho públicas en este tiempo.  
  • +
    a-
La convocatoria 'Rodea el Congreso' fue una de las mayores inspiradoras de la actual 'ley Mordaza'. Foto: EFE/ Luca Piergiovanni.
La 'ley mordaza' cumple dos años. Un periodo que ha servido para corroborar las denuncias que organizaciones como Amnistía Internacional o la PDLI llevan realizando desde que se aprobara en el Congreso esta Ley para la Protección para la Seguridad Ciudadana. Es decir: ha aumentado considerablemente la arbitrariedad y la subjetividad de la Administración a la hora de sancionar a los ciudadanos. Además, hay más supuestos sancionables y se ha eliminado el control judicial de un buen número de situaciones. 
Esta reforma ha provocado, por ejemplo, que sólo en 2016 se hayan puesto 19.497 multas por un concepto tan subjetivo como "faltas de respeto y consideración" a miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad. O que las sanciones por desobediencia o resistencia a la autoridad hayan ascendido a 12.094. Que haya ciudadanos que han sido sancionados por hablar su lengua en Catalunya o la Comunidat Valenciana o que intentar frenar un festejo que incluía maltrato animal haya tenido como consecuencia una multa de 6.000 euros. 
La arbitrariedad e indefinición de parte de su articulado ha provocado, además, que se haya sancionado a ciudadanos en situaciones que pueden ser calificadas como estrambóticas. Este es un resumen de algunas de estas propuestas de sanción a ciudadanos por parte de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado. 

Por hablar en catalán

Un profesor de la Universitat Politècnica de Catalunya fue multado con 601 eurospor haberse dirigido en catalán a un agente de la Policía Nacional en el control de pasaportes del aeropuerto barcelonés de El Prat el pasado 4 de septiembre de 2016. El agente le dijo que hablar en castellano, siempre según la versión del afectado, era su obligación y que no hacerlo suponía "una falta de respeto" y un ejemplo de "poca estima" a España. 
El profesor de la Politècnica decidió seguir hablando en catalán por la "chulería mostrada por el agente y porque así se lo permite la ley. A los pocos meses, el profesor recibió una notificación por la que se iniciaba contra él un proceso sancionador por hacer "caso omiso de las órdenes dadas por los agentes actuantes y, de este modo, dificultar su labor policial y retrasar el flujo normal de pasajeros".

Por un 'Me gusta' en Facebook 

El vídeo de un policía nacional fuera de forma corriendo tras otro hombre descamisado que parecía huir en el centro de Santiago de Compostela se hizo viral el pasado mes de noviembre. El autor del mismo interpretó que se trataba de una carrera, sin éxito, para intentar atrapar a un delincuente. La Policía explicó después que se trataba de un paciente con problemas psíquicos al que trataban de alcanzar para evitar que sufriera un accidente. 
El vídeo consiguió en pocas horas 17.000 reproducciones y cerca de 300 compartidos en Facebook. Los chistes, como se pueden imaginar, fueron la norma. Meses después de aquello algunos de los que compartieron la publicación o simplemente clicaron el botón de 'Me gusta' fueron denunciados por "falta de respeto y consideración" a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad en el ejercicio de sus funciones de protección de la seguridad. Se trata de una falta administrativa leve que se sanciona con multas económicas que pueden ir de los cien a los 600 euros.

Fotografiar un coche de policía mal aparcado 

Una vecina de Petrer (Alicante) fue multada con 800 euros por subir a la red social Facebook una fotografía de un coche de la Policía Local aparcado en una plaza reservada para minusválidos. La imagen iba acompañada del siguiente mensaje"Aparcas donde te sale de los cojones y encima no te multan…".
Imagen subida a Facebook por la que fue multada la ciudadana de Petrer
La mujer fue multada en cumplimiento del artículo 36.23 de la citada 'ley mordaza' que refleja como una falta grave -con penas de 600 a 30.000 euros- por “el uso no autorizado de imágenes o datos personales o profesionales de autoridades o miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad que pueda poner en peligro la seguridad personal o familiar de los agentes, de las instalaciones protegidas o en riesgo el éxito de una operación, con respeto fundamental al derecho a la información”.

Conseguir declaraciones de Pujol

Una periodista de Catalunya Ràdio fue sancionada por intentar conseguir unas declaraciones del matrimonio Pujol-Ferrusola tras su declaración en la Audiencia Nacional. El motivo de la multa, de 601 euros, es que la profesional abandonó con tal fin el perímetro acotado por la Policía para los profesionales. Fue sancionada por "desobediencia a unos agentes de la autoridad". 
La periodista, Mercè Alcocer, denunció que eran "los agentes" los que intentaron "entorpecer en todo momento la tarea informadora de los periodistas con un celo excesivo".

Apología de la belleza de los gatos

Agentes de la Policía Nacional denunciaron a una joven en las inmediaciones del estadio Vicente Calderón, donde horas después se jugó la final de Copa del Rey entre el Sevilla y el Fútbol Club Barcelona, por llevar un bolso con las siglas A.C.A.B. y el lema "all cats are beautiful", es decir, "todos los gatos son bonitos". El acrónimo, no obstante, suele ser más habitual para referirse a la expresión "all cops are bastards" (todos los policías son unos bastardos). 
Los agentes no atendieron a las evidencias ni a las explicaciones de la joven y sancionaron a la joven por una falta de respeto a la autoridad. La Jefatura Superior de Policía de Madrid rectificó a los policías y decidió archivar la denuncia esgrimiendo la "ambivalencia" que da lugar a las referidas siglas. 

Por manifestarse contra el maltrato animal 

La ley mordaza sirvió de excusa para que 35 activistas antitaurinos fueran sancionados con hasta 6.000 euros cada uno por "impedir" la celebración de un festejo de toro embolado en 2015 en Olocau del Rey (Castellón). La subdelegación del Gobierno informó de que habían sido sancionados por "por poner en peligro la seguridad de un acto público" y "por celebrar una manifestación de más de 20 personas sin convocatoria previa". 
Un toro es embolado en la provincia de Castellón.- EFE

Llamar "escaqueados" a los policías de su pueblo en Facebook

Un joven de la localidad tinerfeña de Güímar fue denunciado por haber criticado a la Policía Local de su localidad con palabras como "casta de escaqueados" a través de su perfil personal de Facebook. La propuesta de sanción a la que se enfrentó este joven osciló entre los 100 y 600 euros y se encuadra dentro del artículo 37, que contempla como infracción leve "las faltas de respeto y consideración cuyo destinatario sea un miembro de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad en el ejercicio de sus funciones".

Llamar 'colega' a un Guardia Civil 

Un vecino de Málaga fue sancionado el pasado verano por referirse a un guardia civil con el término "colega" en "presencia de viandantes por la zona". Los hechos, que fueron recogidos por la Cadena Ser, se produjeron durante un control nocturno de alcoholemia. Los agentes consideraron que la conducta del ciudadano fue "despectiva y desconsiderada" por lo que aplicaron el artículo 37.4 de la ley mordaza que sanciona ‘’las faltas de respeto y consideración". 

No hay comentarios:

Publicar un comentario