miércoles, 28 de junio de 2017

Mallorca: dispersan residuos tóxicos de incineración en zonas de baño.

(2017-06-28)

http://www.argia.eus/blogak/zero-zabor/2017/06/27/mallorkako-erraustegiaren-eskoriak-palmako-itsasoan-jaurti-dituzte/

Escorias y cenizas suponen alrededor del 24 % de los “residuos de salida” producidos por las incineradoras (el resto son gases de combustión y vapor de agua). Ambas contienen metales pesados, dioxinas, furanos…productos que son ecotóxicos, mutagénicos, neurotóxicos, cancerigenos y bioacumulativos, además de alterar la inmunidad, el desarrollo fetal y el sistema endocrino.

Tanto cenizas como escorias son residuos peligrosos y deben de depositarse en vertederos de alta seguridad. Su peligrosidad persiste durante décadas o siglos, pudiendo liberarse y contaminar el ambiente.

En muchas ocasiones han sido utilizadas a “escondidas”, para rellenar carreteras y otras obras públicas, permitiendo que se liberen contaminantes al medioambiente sin ningún tipo de control. Hoy conocemos que en Mallorca se están utilizando para la ampliación de un muelle, cayendo al lecho marino con los consiguientes peligros de dispersión y afectación para los bañistas.
LA NOTICIA

[Pello Zubiria Kamino] En las obras destinadas a abrir una cala en la capital de Mallorca, se han utilizado escorias provenientes de la incineradora de Son Reus para los trabajos de rellenado en la orilla del mar. Como prueba del delito, los ecologistas han enseñado materiales mal incinerados.

Este 24 de junio la asociación ecologista Mallorca Blue mostró diferentes imágenes de lo acontecido: “Ayer, David Wild nos llamo para contarnos los detalles de la aterradora situación. Nos dirigimos a la playa de Can Pere Antoni y allí confirmamos asombrados como en el espacio hasta la punta de Portixol la arena y las piedras estaban repletas de plásticos y escorias de la incineradora mal quemadas. No queremos ni pensar en como estará el agua”. Como difundieron los ecologistas previamente los camiones de la compañía Tirme estuvieron transportando materiales desde la incineradora a las obras en la cala. La compañía Tirme esta gestionada por Urbaser.
Ademas de las cenizas, las incineradoras producen enormes pilas de escorias. Aquí podemos observar el impacto de estas escorias, al aumentar el tamaño del terreno circundante por la acumulación de estas. (Foto: Última Hora)

El pasado enero se supo que la incineradora de Tirme tenía serias dificultades para almacenar las miles de toneladas de cenizas y escorias que producía. Desde hace tiempo en varios pueblos de Mallorca se lleva a cabo el puerta a puerta, y se ha conseguido generar muchos menos residuos, pero el gobierno de Jaume Matas aposto fuerte por la construcción de la incineradora de Son Reus. Para redondear el negocio, y ya que los residuos generados en Mallorca no justificaban la existencia de la incineradora, se empezaron a importar residuos del extranjero. Jaume Matas acabó en la cárcel por corrupción, pero el nuevo gobierno de Mallorca no encontrado aún la forma de paralizar la incineradora.
En las obras de ampliación del puerto de Palma, podemos observar como camiones lanzan las escorias de la incineradora al mar (Foto: Mallorca Blue).

No hay comentarios:

Publicar un comentario